Terapia de Pareja 

¿Qué es la terapia de pareja?

La Terapia de Pareja consiste en sesiones, tanto individuales como en pareja, donde el psicólogo o psicóloga entrena a la pareja para que puedan mejorar su relación.

La terapia de pareja se ocupa de los conflictos cotidianos interpersonales entre sus miembros. Estos conflictos pueden provocar un sufrimiento que no desaparece y que se mantiene estable afectando a ambos miembros de la pareja llegando incluso a provocar una ruptura. Todas las parejas en las que hay conflictos o insatisfacción parece que existe un predominio de las interacciones negativas sobre las positivas. Por ello, generalmente los objetivos de la terapia de pareja son:

 

  • Mejorar la comunicación entre los miembros de la pareja.
  • Equilibrar la relación de poder entre los miembros de la pareja.
  • Enseñar nuevas estrategias de negociación y resolución de problemas.
  • Mejorar la afectividad y los vínculos entre los miembros de la pareja.
  • Establecimiento de objetivos comunes en la relación de pareja.

Vídeo: La clave de la felicidad en Pareja

En este vídeo puedes ver a nuestra psicóloga Mónica Valverde en Canal Málaga, hablando sobre las claves para reducir los conflictos en pareja en la época estival.

Artículos sobre temas de pareja

La tríada oscura del amor

¿Es tu pareja un Narcisista?

¿Cuándo acudir a terapia de pareja?

Es recomendable tanto en aquellas parejas con desavenencias o con fuertes conflictos y estrés en el matrimonio, como aquellas que están a punto de separarse o divorciarse. También se puede realizar terapia de pareja para conseguir una potenciación de la vida en pareja.

En la relación de pareja  pueden aparecer diferentes problemas, ya sean de origen social, contextual o ambiental o de origen personal. Los motivos por lo que las parejas acuden a terapia son muy amplios, pero en general los temas más frecuentes son:

terapia de pareja

Diferencias culturales

En ocasiones, la crianza de cada persona y las experiencias vividas determinan en gran medida su forma de pensar y comportarse. Al principio esto puede que no sea percibido como un problema pero con el paso del tiempo, el nacimiento de los hijos o los cambios físicos, las diferencias se hacen insostenibles.

terapia de pareja

Conflictos en la educación de los hijos

 La crianza de los hijos es, en la actualidad, el motivo más frecuente de consulta en nuestro centro. En muchas ocasiones, las dificultades en el manejo de los hijos generan dificultades en la pareja. En este caso, se realizan intervenciones familiares y no de pareja propiamente dicha. El alivio de las tensiones familiares suelen redundar en una mejora de la relación de pareja. En cualquier caso, si persisten problemas específicos estos serán abordados con posterioridad.

terapia de pareja

Bajos niveles de intimidad

La intimidad que cada persona desea y necesita de su pareja es muy variable. Desde personas a las que les gusta compartir el 100% de su vida, gustos y actividades hasta los más independientes. Pero cuando nuestras necesidades quedan sin satisfacerse durante mucho tiempo puede empezar a aparecer emociones negativas como el resentimiento, la culpa y el enfado. Estas emociones son difíciles de manejar y pueden llevarnos a situaciones de conflicto.

terapia de pareja

Falta de cooperación

Este tipo de problemas suele estar relacionado con el reparto de las tareas domésticas. En muchas parejas se produce un desequilibrio por las diferencias en el horario laboral. Con el paso del tiempo estas diferencias generan una sobrecarga en uno de los miembros. Mientras que el otro miembros puede encontrarse completamente perdido en la agenda diaria de la familia. Llegando a creer que no tiene derecho a opinar o a quejarse. Para ambos miembros es difícil corregir esta situación.

terapia de pareja

Falta de compromiso

Se trata a un desequilibrio en la inversión que cada persona hace en la relación de pareja. En el grado en el cual se involucra en la misma para lograr que el otro sea feliz. Quizás se deba a miedos por fracasos en relaciones anteriores o por falta de confianza en sí mismo.

terapia de pareja

Insatisfacción sexual

El área sexual suele verse afectada continuamente por el resto de problemas que rodean la relación. Sin que esto implique que uno o ambos miembros tengan una disfunción sexual. Muchas mujeres y hombre tienen dificultades para el inicio el inicio o el mantenimiento de la excitación (o de la erección en el caso del hombre). Esto puede ocurrir porque su mente no “desconecta” o porque sus emociones no están acordes a la situación. Tras las primeras experiencias insatisfactoria la ansiedad aumenta y se crea un círculo vicioso de ansiedad y malestar.

terapia de pareja

Agresividad y violencia

La agresividad, el control y la violencia puede producirse en la pareja de manera sutil o de manera manifiesta. En los casos más intensos puede ser necesario una intervención específica. Se trataría de terapia para el control de la ira o en el caso de la víctima asesoramiento y tratamiento del estrés postraumático. No obstante, las relaciones actuales de pareja soportan una gran cantidad de agresividad que genera malestar y que cuesta controlar. Pero que no es tan intensa como para que la relación se rompa. Muchas veces, las situaciones se “descontrolan” por parte de ambos miembros y se producen salidas de tono, gritos o insultos que dañan a la pareja.

terapia de pareja

 

Terapia de pareja
3.8 (75%) 8 votes